miércoles, 8 de febrero de 2012

Desde que te perdí, la luz se ha puesto muy mojada. Mirada triste está nublada y en mis ojos no ha parado de llover.. Solo ya sin ti, me tienes como un perro herido, me tienes como un ave sin su nido, estoy solo como arena sin su mar. ¿Quién detendrá la lluvia en mí? Se me ha inundado el corazón. Solo tu puedes pararla. Sigue lloviendo, sigue lloviendo al corazón. Dime que diablos voy a hacer. En mis ojos no ha parado de llover.
No te comprendo, no entiendo que pasó. Si te di todo quizá te di de más. ¿Dime que falto? ¿Dime que sobro?
Pero dime algo, pues me estoy muriendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario